lunes, 1 de septiembre de 2008

LOS GUITARRISTAS DE VERDAD NO LIGAN

Publicado originalmente en "El Templo del Mal Gusto" día 21 de septiembre de 2.005 (PECTLH)

Seguro que esto ha pasado a mas de uno:


Te invitan a una fiesta. Llegas al lugar y todo está tal como se espera en una fiesta: gente hablando, bebiendo, riendo y fumando.


Tu estás tranquilo, tomandote un cubatilla, hasta que se acerca alguien (normalmente una chica) con una guitarra española que lleva años criando polvo en un armario o en un rincón, de esas Pre-war que le gustan tanto a Khelben (pero de la guerra civil, porque suele ser una española), se acerca a ti y te dice: "Tu tocas la guitarra, no? Tocame algo!"


Y piensas:


"Yo a tí te tocaría otra cosa"


Pero te lo callas. Entonces, coges la guitarra y rasgas un acorde. Cagondew... Pensabas que eras afortunado porque tenia todas las cuerdas (requisito no indispensable para que le "toques algo" a la chavala), pero esa guitarra no ve un La desde que Suarez estaba en la Moncloa. Haces lo que puedes hasta que la guitarra está mas o menos afinada.


Entonces, te dispones a deslumbrar a la titi tocando una de las mejores canciones que sabes tocar sin distorsión:


La intro de Cemetery Gates de Pantera, aprovechando la ocasión para hacer un tributo al gran Dimebag Darrell, que ahora queda de puta madre entre la comunidad jebi metal...


Entonces la pánfila dice:


"Eso es muy bonito, pero no sabes ninguna de "El Canto del loco"?"


Le lanzas una corta pero certera mirada asesina


Y luego piensas:


1-No se puede describir una canción de Pantera como "bonita"


2-El Canto del Loco?!??! Los guitarristas DE VERDAD no malgastamos ni un minuto de nuestro tiempo en aprender "Zapatillas" o engendros similares!! Que quiere despues? Que le toque "Bulería"? O una de King Africa?


Entonces le dices: "Lo siento, pero yo no toco esas cosas". Y entre las sombras aparece un pardillo, un tio de esos que nunca dirias que toca la guitarra y dice "Damela y os toco algo"


Y ahí empieza un show compuesto de grandes exitos encadenados, formados por canciones mojigatas, en las que lo mas complicado es un acorde de Fa mayor, con un chaval tocando guitarra de campamento de monjas, rodeado de un coro de mujeres desafinadas, futura carne de Karaoke, agarrando cualquier cosa cilíndrica como si fuera un micro (cuanto daño ha hecho OT!!!).... Además te acercan el supuesto micrófono para que cantes tú.


Tanto tiempo de estudio: escalas, acordes, digitación, solfeo, armonía.... Y luego no tocas nada


Pero nada de nada....


Pajilla y a dormir




2 comentarios:

  1. me siento jodidamente aludido, y para terminar de cagarla no puedo cantar y tocar a la vez, tengo problemas con eso, y lo raro es que no soy malo en fingerstyle

    ResponderEliminar